Adam Walters (The British School of Barcelona): “Aprender música en Primaria fomenta muchos valores”

Adam Walters es profesor de Música Infantil y Primaria en The British School of Barcelona, cuyo equipo docente de BSB ajusta el enfoque y los contenidos educativos a las necesidades de cada estudiante implementando estrategias en el aula para garantizar que toda la clase progresa adecuadamente. El currículo, basado en la exploración y el juego, fomenta la curiosidad natural de los niños, animándoles a investigar conceptos y adquirir competencias y conocimientos de varias disciplinas, entre las que se incluyen la aritmética y la alfabetización, las ciencias, la tecnología, la ingeniería, el arte o la música. Con Walters conversamos, precisamente, de esta última y de su importancia en la educación de los jóvenes.

¿Cómo puede fomentar las habilidades sociales el hecho de estudiar música?

Estudiar música fomenta las habilidades sociales de muchas formas. Ayuda con la comunicación y la interacción entre los niños que aún no pueden comunicarse verbalmente. Aprender una canción o un baile sencillos hace que los niños que no hablan el mismo idioma tengan algo en común aunque no puedan comunicarse entre sí.

¿Cómo ayuda a los más pequeños a expresarse?

La música permite al alumnado expresarse de varias maneras. En el caso de los/as que aún no han aprendido a hablar, les permite expresarse a través de diferentes instrumentos y de diferentes tipos de música. Los niños responden a todos los tipos de música por instinto: si tocamos una canción alegre y rápida, empezarán a saltar y moverse con rapidez; si tocamos una más lenta y tranquila, se moverán de forma diferente. ¡Se están expresando, aunque no sean conscientes de ello! Si les damos un instrumento de percusión, puede que lo toquen de forma agresiva y ruidosa, o de forma tranquila y controlada dependiendo de su estado de ánimo en ese momento.

¿Qué valores fomenta?

Aprender música en Primaria fomenta muchos valores. Principalmente, es una herramienta increíble para la adquisición de un segundo idioma. Aprender canciones en un idioma diferente al nativo ayuda mucho a la hora de aprender vocabulario nuevo y empezar a entender otra lengua. ¡Escuchar música y aprender canciones es una forma fácil y divertida de empezar a aprender un nuevo idioma a cualquier edad! Las clases de música también fomentan la confianza en uno mismo: los más pequeños suelen cantar o actuar delante de sus compañeros de clase o incluso de sus familias durante las representaciones escolares, por lo que esto resulta un gran estímulo para su autoestima.

¿Cómo contribuye al desarrollo de la imaginación y la creatividad?

Desarrollar la imaginación y la creatividad es una parte importante de las clases de Música. Hacemos todo un viaje a través de la música con los más pequeños. Por ejemplo, escuchamos El carnaval de los animales de Camille Saint-Saëns y los animamos a que usen su imaginación y se muevan como los distintos animales que aparecen en esta pieza. Asimismo, les ayudamos a desarrollar su lado creativo desde una edad temprana, empezando a crear sus propios ritmos o a patrones con instrumentos de percusión o sonidos vocales. Componer canciones sencillas muy cortas, o incluso coreografiar un baile, son otros ejemplos de cómo pueden poner la imaginación y creatividad en práctica.

Además de la memorización o la coordinación, ¿qué otras capacidades fomenta?

Aparte de la memorización y la coordinación, estudiar música conlleva aprender otro idioma. En el colegio tenemos niños de todo el mundo que hablan muchos idiomas diferentes; con la música, sin embargo, todos aprenden a leer y escribir un mismo idioma. Aprender a leer diferentes ritmos y notas es como aprender palabras en otra lengua. Gracias a estos conocimientos, serán capaces de expresarse creando su propia música y letra cuando sean un poco más mayores.

Cuando hablamos de música en la escuela, ¿estamos pensando solo en música clásica o lo suyo es estar abierto a otros géneros?

La música clásica forma solo una pequeña parte de lo que aprende nuestro alumnado en Primaria. Desde P3 y a lo largo de todo Primaria, aprenden sobre todos los géneros musicales: la música clásica, el jazz, el reggae y el rock son solo algunos de los géneros que escuchamos y que nos ayudan a conocer los diferentes aspectos de la música. Aprendemos sobre diferentes músicos, desde compositores clásicos como Mozart y Haydn hasta cantantes de jazz famosos como Louis Armstrong y Ella Fitzgerald. También escuchamos música más convencional: la música pop es una herramienta excelente que ayuda al alumnado a aprender sobre la estructura de una canción. También hacemos uso de nuestro lado creativo y trabajamos en la coreografía de bailes cuando ensayamos para conciertos y musicales.

Hubo un tiempo en que la guitarra, y sobre todo la flauta, eran los instrumentos por excelencia ¿Siguen estando en vigor?

Cuando pregunto a gente adulta si les gustaban las clases de música cuando eran jóvenes, muchos me dicen: «¡Las odiaba! Lo único que hacíamos era tocar la flauta». No quiero que ninguno/a de mis alumnos se sienta así. No tenemos flautas en el colegio y nunca querría que la educación musical de mi alumnado consistiera solo en tocar la flauta cada día.

Tenemos más de cuatrocientos estudiantes que asisten a clases particulares de música, en las que aprenden sobre ritmos más complicados y a leer las notas con más profundidad. Sin embargo, en mis clases de música general a las que asiste todo el alumnado de Primaria, me esfuerzo por ofrecerles una experiencia musical completa en la que aprendan sobre diferentes compositores, notación musical básica, muchos géneros musicales e instrumentos, y todo de una manera divertida y atractiva.

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí