Alfonso Aguiló (CECE): “Para mejorar la educación de nuestro país es necesario que haya debate”

El presidente de la  Confederación Española de Centros de Enseñanza (CECE), Alfonso Aguiló, ha hecho suyos diversos estudios que confirman que “una buena escuela privada y concertada hacen mejor a la enseñanza pública”. Lo expresó durante su intervención en el 50º Congreso Nacional que ha reunido este fin de semana en Palma de Mallorca a más de 400 representantes de centros educativos concertados y privados de toda España bajo el lema “La Escuela que queremos: formar para transformar”.

Aguiló aseguró que “para mejorar la educación de nuestro país es necesario que haya debate y que haya contraste de opiniones y de estrategias. Pero nuestra obligación”, advirtió, “es que todo eso acabe en acuerdos, por el bien de la próxima generación… y de la nuestra”.

En coherencia con el espíritu de CECE, Aguiló afirmó que la patronal que representa “no tiene una opción política. No somos ni del gobierno ni de la oposición. Decimos lo que tenemos que decir, para el bien de la educación”. También resaltó que “queremos colaborar leal y constructivamente con todas las instituciones que asumen las diferentes responsabilidades en cada ámbito”, para lo que “hablamos con todos y buscamos el encuentro con todos”, dijo.

En relación con los futuros objetivos de la educación, Aguiló deseó que “seamos capaces de impulsar una cultura de escucha, de entendimiento, de acuerdos y no de polarización. Gobernar para todos, desde todos los ámbitos de las administraciones públicas. Haciendo buenas políticas en educación y no politizando la educación“, ruego en el que enmarcó su comentario de que “hay muchos estudios que han confirmado que una buena escuela privada y concertada hacen mejor a la enseñanza pública”.

Margalida Prohens, presidenta del Gobierno de las Islas Baleares; Jaime Martínez Llabrés, alcalde de Palma de Mallorca, y Mónica Domínguez García, directora general de Evaluación y Cooperación Territorial MECyFP, acompañaron en la inauguración al presidente nacional de CECE, Alfonso Aguiló, y al presidente de CECE Islas Baleares (CECEIB), Ventura Blach.

Blach aprovechó la ocasión para agradecer lo que calificó de “valentía” por parte del Govern Balear, encabezado por su presidenta Margalida Prohens y su conseller de educación, al expresar públicamente su apoyo a la educación concertada y privada, “y reconociendo que somos complementarios y no subsidiarios en la escena educativa”.

Blach hizo hincapié en lo que ha supuesto para CECE el cambio de gobierno en Baleares. “Supone la entrada de aire fresco el recibir este apoyo tan claro y a la vez tan necesario. Compartimos plenamente el mensaje de apoyo a la escuela concertada-privada para conseguir una educación donde las familias puedan elegir libremente la educación de sus hijos”.

Por su parte, Prohens se comprometió a mantener la financiación de los módulos y a mejorar los que sean necesarios, así como tratar de equilibrar la enseñanza concertada a la red pública “porque”, recordó, “ambas redundan en nuestros hijos”.

Propuestas y consideraciones

Como cierre de este Congreso, CECE ha elaborado una especie de decálogo de intenciones:

  1. “La escuela que queremos debe centrar su propósito y su misión en formar bien a cada persona para así transformar y mejorar la sociedad en que vivimos.
  2. Queremos lograr que cada estudiante saque el máximo partido a su talento, con un sentido de servicio, de modo que todos empleen esos talentos en humanizar la sociedad y construir un mundo mejor.
  3. Defendemos la necesidad de un debate constructivo para mejorar la educación. Debemos ser capaces de impulsar una cultura de escucha, de entendimiento, de acuerdos, y no de polarización. Necesitamos buenas políticas en educación, no una politización de la educación.
  4. Reivindicamos acuerdos para que las escuelas sean cada día mejores en equidad, en acogida, en sensibilidad por quienes tienen más dificultades, en inclusión. Nos declaramos firmes partidarios de luchar contra la segregación, abordando esa realidad sin estereotipos simplificadores.
  5. Queremos una excelente enseñanza pública, pero su mejora no pasa por dificultar el trabajo de los centros concertados, sino trabajar para que toda la enseñanza sea cada día mejor, sin antagonismos.
  6. Reclamamos la actualización de los módulos de los costes de funcionamiento de los centros concertados, así como un sistema de becas y ayudas que no discrimine a las familias y garantice la libre elección de centro.
  7. Estamos a favor de la universalización de la etapa 0 – 3 años, que respete el equilibrio entre las redes pública, concertada y privada, con fórmulas que garanticen su gratuidad y encontrando formas de colaboración entre las escuelas infantiles y los centros concertados.
  8. Defendemos la colaboración público – privada en el ámbito de la Formación Profesional. Pedimos a las administraciones que las normativas de los diferentes ámbitos no supongan un obstáculo a la hora del desarrollo del modelo de Formación Profesional dual recogido en la ley orgánica y sus desarrollos.
  9. Reafirmamos el compromiso de CECE de trabajar colaborativamente con todos los actores del mundo educativo, empezando por quienes elaboran y quienes aplican la normativa legal, con el propósito claro de mejorar la sociedad a través de un sistema educativo plural, porque queremos, todos, una sociedad plural”.

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí