VENTILACIÓN AULAS. Un estudio de la Universidad de Burgos observa carencias de confort, calidad ambiental y ventilación en las aulas

Foto de Escuela creado por freepik - www.freepik.es

Un estudio elaborado por la Universidad de Burgos y la Plataforma Edificación Passivhaus (PEP) concluye que los colegios españoles «suspenden en confort, calidad ambiental y ventilación«, según recoge la textualidad de sus promotores. Se conoce este informe en plena segunda oleada de la pandemia del coronavirus, en el que está sobre la mesa el debate sobre la eficacia de la apertura de ventanas para combatir la COVID-19 en las aulas.

El doctor y profesor de la Universidad de Burgos, Juan Manuel Manso, quien ha dirigido este estudio, apremió en la rueda de prensa de presentación del mismo “a intervenir en nuestros colegios y hacer obras”.

Por medio de estas reformas, para lo que, dijo, podrían dedicarse los fondos europeos previstos para combatir el cambio climático, “tendremos cinco beneficios: salud para nuestros hijos, mejora de resultados académicos, un importante ahorro económico que nos hará revertir esa inversión, reducir las emisiones de carbono y una reactivación económica al dedicar estos fondos a hacer obras”, lo que conllevaría la creación de empleos.

En su intervención, Pedro Mariñelarena, vicepresidente de la Plataforma de Edificación Passivhaus, explicó que en las aulas el ideal deseable pasaría por sostener una temperatura media de entre 20 y 22 grados y una humedad relativa de entre 40 y 60 grados. Sin embargo, lamentó que “5 de cada 6 horas nuestros hijos estudian en malas condiciones de confort”.

En tal sentido, tras subrayar que, de acuerdo con el informe los colegios “suspenderían” en este ámbito, “la nota sería del 1,6 en sostenibilidad, eficiencia, confort, responsabilidad y ejemplaridad”.

El epidemiólogo y pediatra, Quique Bassat, indicó que ventilar de manera manual las aulas, que es lo que ahora establece el protocolo higiénico-sanitario aprobado por el Gobierno, es «solo una solución de urgencia» que permite salvar el problema, «pero no es algo sostenible a lo largo del tiempo».

Al respecto, advirtió que «cuando llegue el frío esto no lo podremos mantener«. Además, recordó, es creciente la importancia del tema de los aerosoles, por lo que, a su juicio, «la ventilación se ha vuelto mucho más importante, y lo que sí sabemos es que la ventilación mecánica puede ser mas eficiente que la manual».

La PEP, según anunciaron su presidente y vicepresidente, Bruno Gutiérrez y Pedro Mariñelarena, se pondrá en contacto con las administraciones para explicar las conclusiones del estudio y ver el modo de proceder a las reformas adecuadas de centros educativos. Explicaron que una actuación global de reforma de un edificio escolar en mal estado supondría una media de gasto de 400 euros por metro cuadrado.

El Passivhaus, o casa pasiva, es un estándar de construcción nacido en Alemania en 1991 que se ha ido extendiendo por el resto del mundo. Combina un confort interior con un consumo de energía muy bajo y un precio asequible, aseguran sus promotores, gracias al «máximo cuidado de la envolvente del edificio y a un sistema de ventilación controlada».

La Plataforma de Edificación Passivhaus (PEP) es una asociación sin ánimo de lucro que promueve los edificios pasivos de España a través de sus delegaciones. Es parte de la International Passive House Association y de EuroPHit. PEP se financia a través de socios, proyectos europeos y patrocinios.

El informe completo puede descargarse en este enlace: https://bit.ly/3lPwOdi

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here