Celaá justifica que se permita pasar de curso con dos suspensos en que «en España se abusa de la repetición»

La ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, ha defendido este jueves que en la Ley Orgánica de Modificación de la LOE (Lomloe), la nueva ley educativa, se permita pasar de curso en la ESO y en primero de Bachillerato con dos materias suspensas porque en «España se abusa de la repetición escolar».

En una entrevista en La Hora de la 1 de TVE, la ministra ha rechazado que con su reforma educativa se rebaje el nivel para pasar de curso, tal y como ha denunciado el PP.

«No es que exijamos menos, exigimos muchísimo más, porque exigimos que el alumno supere todos los objetivos de la etapa», ha sostenido Celaá, que argumenta que a día de hoy se «abusa de la repetición» y el objetivo es lograr detección precoz y refuerzo para evitar llegar a esa medida.

La ministra ha advertido de que «la repetición es una malísima medida tanto para el alumno, como para el sistema«. Sin embargo, ha garantizado que «no va a desaparecer», pero lo que van a tratar es de evitarla con «un diagnóstico rápido» y «un refuerzo al alumno» con posibilidades de repetir.

Para Celaá, el sistema educativo «necesita más recursos» precisamente para detectar precozmente a los estudiantes que pueden repetir, y tratarlos con un refuerzo. «Reforzar es lo que permite progresar», ha subrayado al tiempo que ha recordado que cada alumno es difernte y «apreden de diferente manera».

Además, ha negado que sean las juntas de evaluación de las que en último término va a depender la decisión de que un alumno pase o no de curso, vaya a decidir de forma discrecional o para mejorar la imagen del centro. Aunque a continuación ha señalado que, “efectivamente, hay algunos centros educativos que todos conocemos que aprueban más que otros”, una “diversidad” que se muestra en la EvAU.

Los profesores contratados por la pandemia

Por otro lado, preguntada por los 40.000 profesores que se contrataron extras con motivo de la pandemia de coronavirus en el presente curso y que podrían no ser renovados para el próximo, Celaá ha asegurado que su departamento ha pedido a las comunidades que los «mantenga» porque «se siguen necesitando» y ha garantizado que el Ministerio les «ayudará a financiarlos».

La ministra de Educación ha señalado, que aunque para el próximo curso se permita una distancia de 1,2 metros de seguridad y no de 1,5 metros como en este curso que acaba, con esos profesores de refuerzo «se podrían cambiar las ratios de alumnos por clase si hay espacios adicionales».

Sobre la vacunación de los estudiantes mayores de 12 años, Celaá ha reconocido que quieren que lleguen vacunados a septiembre, pero ha reconocido que pudiera ser que «por una cuestión de logística», lo fueran en la primera semana de curso.

La ministra ha asegurado que aún no se ha determinado si serán vacunados en los propios centros educativos, o si persistirá el uso de la mascarilla en las aulas porque es una decisión que depende del Ministerio de Sanidad.

En cuanto a las cuotas que se pagan en los colegios concertados, Celaá ha admitido que no puede garantizar la eliminación de dichos pagos porque «no son por educación, sino por otros servicios».

«Las cuotas que pasa la concertada están acreditadas, son por otros servicios que están fuera de la educación», ha explicado Celaá, que recordado que la pretensión del Gobierno es que los centros con conciertos educativos «cumplan con los fines sociales».

Éxito Educativo
Author: Éxito Educativo

Redacción de Éxito Educativo, información sobre la actualidad educativa, especialmente toda la relacionada con la gestión lo centros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here