Pistas para atajar la “crisis de credibilidad” de algunas universidades

Photo by Michael

Las universidades españolas están viviendo en estos momentos “una crisis de credibilidad” originada por ciertos casos de fraudes académicos publicados en los últimos meses por la prensa. Daniel Cerdán, comisionado de Trasparencia de la Comunidad Autónoma Canaria, cree que una buena medida para combatir esa crisis sería que las instituciones docentes apostaran más decididamente por la transparencia institucional. Así lo ha afirmado en el marco de la reunión CRUE de Secretarías Generales.

Cerdán ha explicado que para realizar los informes de transparencia a utilizado la herramienta “Metodología oficial para medir la transparencia de las administraciones públicas” (MESTA). Esta incorpora indicadores referidos a la ley estatal de transparencia, y permite incorporar indicadores específicos de las legislaciones autonómicas.

El secretario general de la Conferencia de Consejos Sociales de las Universidades Españolas, Miguel Ángel Acosta Rodríguez, ha puesto el énfasis en la necesidad de dar un paso más allá de la transparencia. Mostrar los datos de una manera accesible, para llegar a la rendición de cuentas:

  • Poner a disposición de toda la sociedad datos sobre cómo se han empleado los recursos recibidos.
  • Indicar qué resultados se han obtenido.
  • Explicar qué medidas correctoras se van a aplicar en caso de detectarse desvíos de los objetivos deseables.

En su opinión, “la rendición de cuentas está relacionada con sociedades maduras, avanzadas y democráticas”. Aunque en España parece una novedad surgida, aproximadamente, tras la crisis institucional denunciada por el movimiento 15M, es un concepto extendido en Estados Unidos desde los años 80 y en Europa desde los 90.

Ha explicado que existen numerosos medios para aplicar esta deseable rendición de cuentas. Utilización de inspectores delegados, como sucede con la ANECA en lo referido al análisis de las titulaciones; el cumplimento de informes de autoevaluación; o emplear el análisis de indicadores como los que ha formulado el Consejo de Universidades.

En países como Dinamarca o Inglaterra se financia a las universidades en función de resultados, por lo cual es imprescindible la rendición de cuentas, preferiblemente desglosada por ámbitos: académico, estratégico, investigación, económico y transparencia.

Modelos de transparencia

El secretario General de la Universidad de Castilla–La Mancha, Crescencio Bravo, ha explicado diversos modelos existentes para evaluar la transparencia institucional, algunos específicos para el ámbito universitario.

Considera que ciudadanía puede tener ideas muy diversas acerca de qué se puede entender por transparencia universitaria. La general es “ver a través” de la institución y se plasma en la publicación visible y accesible de sus datos. “Nos obsesionamos por publicar, pero luego la mitad de las cosas no se puede leer desde un teléfono móvil o no son accesibles para determinadas personas con alguna discapacidad: estas cosas hay que tenerlas en cuenta”, ha afirmado.

Sobre los instrumentos generales para la evaluación de la transparencia, ha mencionado los siguientes:

El sistema para universidadesl más conocido es el de la Fundación Compromiso y Transparencia. Tras cinco años ha logrado que el 55% de las instituciones académicas sean trasparentes, el resto “translúcidas” –un valor intermedio- y muy pocas opacas. Otros modelos son Dyntra, basado en una plataforma colaborativa, y el Ranking Web de Universidades. Este muy dependiente del Google Scholar, lo que provoca inexactitudes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here