Eduard Pineda (Classlife Education): «La pandemia está acelerando un cambio de mentalidad en los equipos directivos»

Eduard Pineda es CPO en Classlife Education, una herramienta que facilita la gestión de los centros educativos, lo que explica en esta entrevista concedida a ÉXITO EDUCATIVO.

¿Qué es la plataforma de gestión educativa Classlife?

Classlife es la plataforma todo-en-uno para la gestión y administración de los centros educativos. Nuestra plataforma SaaS dispone de todas las herramientas necesarias para su gestión, dando cobertura a todas las etapas del ciclo de vida de los alumnos.

Además, al ser una herramienta integral, ofrece, a los directores de los centros, herramientas de cuadros de mando, con un sistema completo de informes y analíticas, que les permite visualizar el rendimiento de cada una de las áreas, personas y etapas de la escuela, facilitando la toma de decisiones con información actualizada en tiempo real.

¿Qué tipo de gestiones centraliza Classlife?

Centralizamos todas las gestiones del día a día de los diferentes equipos de trabajo. Continuemos con el ciclo de vida del alumno; La plataforma incorpora su perfil de forma automática en el primer contacto a través de, por ejemplo, un formulario en la página web del centro. Una vez en el sistema, con nuestro CRM de Ventas mantenemos una comunicación continua con las personas interesadas, facilitando así la conversión. Este es solo el primer paso, el Módulo de Ventas.

La gestión Académica de secretaría así como la gestión de Financiera también están integradas en la plataforma, hecho que facilita el intercambio de datos entre los equipos y evita la probabilidad de error humano en el intercambio de datos.

Por último contamos con un Campus Virtual, creado por nosotros, que incluye todas las herramientas de comunicación, formación elearning y la “intranet” para los trámites académicos. La mejor forma de conectar a alumnos, profesores y familias.

¿Cómo puede ayudar a mejorar la calidad educativa de un centro?

Muchos centros han tenido que improvisar creando grupos en Google, Facebook o Whatsapp para conectar con sus usuarios. Otros centros, afortunadamente, ya habían realizado el primer paso de digitalización y han sabido adaptarse a este momento utilizando plataforma de elearning o herramientas de videoconferencia. Esto ha permitido dar solución a la necesidad más inmediata de comunicación entre la escuela y los alumnos. Sin embargo, la formación online no es únicamente académica, como centro educativo también se tienen que resolver muchas más interacciones que  requieren que la escuela sea digital desde la raíz.

En la actualidad contamos con muchísimas herramientas online disponibles para realizar tareas específicas. Estas plataformas han permitido que los centros desarrollen una formación online potente y, más allá del aula, que todas las áreas de la escuela puedan ser eficientes.

Sin embargo existen contras en el uso de tantas herramientas diferentes. Usar muchas plataformas diferentes para resolver cada necesidad está generando dificultades en el acceso a la información, errores humanos en el traslado de datos manual entre ellas y un sobrecoste de licencias.

Otro aspecto que también es interesante, es contrastar que tampoco es fácil para los centros el saber encontrar cuales son las herramientas adecuadas y cuáles de ellas se pueden combinar, mucho menos aún saber cómo configurarlas y adaptarlas a su método de trabajo.

Es aquí, donde Classlife está marcando la diferencia, ya que hemos creado una plataforma muy completa y, lo más importante, orientada al mercado educativo.

¿De qué modo esta plataforma beneficiaría a profesores y alumnos?

Lo primero que se consigue utilizando Classlife como herramienta de gestión es que alumnos y profesores se olviden de los trámites administrativos, que dependiendo del centro pueden significar un verdadero dolor de cabeza. En su área personal disponen de acceso a sus recibos, facturas, actas, boletines y de un espacio de comunicación directo con la administración del centro.

El segundo beneficio para ellos radica en nuestro Campus Online. A diferencias de otras soluciones, no integramos plataformas de terceros. Hemos creado un espacio de trabajo que se asemeja a las redes sociales, primero para reducir la curva de adaptación, y segundo, y más importante, porque es un espacio que invita a participar a todas las personas de forma libre, integrando herramientas colaborativas que permiten estar al día con la información relevante y conectar con toda la actividad del centro.

En el aspecto más pedagógico, a través de nuestro LMS estamos ofreciendo las herramientas de comunicación y control de programas de estudios para que los profesores y los alumnos puedan organizar su agenda, tareas, evaluaciones y control de asistencia.

¿Qué aporta al marketing educativo del centro?

Para algunos centros, sobre todo escuelas con muchos años de experiencia pero que no han apostado por la digitalización, Classlife supone la primera incursión en la gestión online. Actualmente existe una nueva forma en la que los centros deben encarar el marketing educativo, una transformación que se hace obligatoria en un mundo globalizado. Los demás centros, aquellos que ya están utilizando herramientas orientadas al marketing, encuentran en Classlife la primera solución exclusivamente creada para ellos.

Los futuros alumnos del centro en la mayoría de los casos no irán de firma física a informarse y ni tan siquiera visitarán únicamente la web de la escuela, visitarán muchas más. Portales en los que ofrecemos nuestras formaciones, como Emagister o Educaweb, añaden la omnicanalidad y con ello una mayor complejidad en el día a día del equipo de ventas y Marketing. Desde el primer día hemos sido conscientes de esta complejidad y nuestro objetivo es centralizar las comunicaciones, reduciendo drásticamente el tiempo dedicado a estas tareas.

Las comunicaciones son otro pilar en el Módulo de Ventas de Classlife. Es tan importante disponer de una gran cantidad de interesados e interesadas en nuestras formaciones como de darles seguimiento. Por esta razón, creamos el sistema de email marketing, totalmente integrado y orientado al mundo educativo, lo que nos diferencia de otras herramientas como Mailchimp o ActiveCampaign.

El tiempo que se invierte actualmente en las actividades que se realizan de forma manual son poco productivas y no están aportando valor a las instituciones. Queremos ser el motor tecnológico del centro, automatizando tareas recurrentes, tanto en comunicación como organización de la información.

La pandemia ha puesto de relieve la importancia de la tecnología educativa ¿Cómo valora la situación en este contexto en España?

Podemos pensar que el contexto educativo español es muy diferente al resto de países pero la experiencia nos ha demostrado que la situación es similar en otras partes del mundo. Actualmente contamos con escuelas en 10 países repartidos entre Europa, los EE.UU. y Latinoamérica, y la percepción en todos y cada uno de ellos ha sido la misma; la mayoría de los centros no estaban preparados para la formación online y, sobre todo, para la gestión remota por parte de sus equipos administrativos.

En Classlife creemos que no hay vuelta atrás. La digitalización es ya obligatoria en la educación. Esta pandemia ha hecho evidentes muchas necesidades y, lo todavía más importante, está acelerando un cambio de mentalidad en los equipos directivos, que están liderando un cambio en la gestión que permita transformar al centro en una institución preparadas para futuras situaciones como la actual.

¿Existe una infraestructura adecuada actualmente en los centros educativos, y en particular los de titularidad pública, para implementar con éxito una plataforma como classlife?

Estamos convencidos de que no es un problema de infraestructura, si no de mentalidad. El mundo educativo está repleto de profesionales altamente cualificados, pero es responsabilidad del centro definir la dirección, que en muchos casos no se adapta ágilmente a un mundo cambiante.

Por poner un ejemplo, hay muchos centros que disponen de una plataforma propia de gestión. En el 100% de los casos el centro necesita una personas responsable de la parte tecnológica y además debe afrontar el coste de mantenimiento de los servidores, licencias y mejoras de la plataforma. ¿Qué pasaría si estos recursos se invirtieran en plataformas especializadas en educación? Se podrían optimizar procesos, costes y ofreceríamos a todos los profesionales un espacio centralizado para la gestión.

La educación pública española ha demostrado ser de las mejores del mundo, sin embargo se basa en un sistema muy centralista, que limita las capacidades de elección del centro. Por otro lado, los centros concertados y privados si que disponen de esta flexibilidad y les permite encontrar la mejor solución disponible en el mercado, dependiendo siempre del tipo de formación que ofrezcan.

¿La educación online ha venido para quedarse, incluso, en algún caso, sustituir al modelo presencial? 

Hace ya más de una década que fuimos testigos de la primera ola de la transformación digital educativa, un momento marcado por la disrupción de las aulas virtuales. Con el nacimiento de las herramientas de e-learning fuimos capaces de crear espacios que han facilitado la comunicación y el intercambio de información entre formadores y alumnos, y han sido fundamentales para poder dar respuesta a la formación online en donde hemos incorporado el uso de herramientas de videoconferencia, tableros colaborativos, recursos interactivos, evaluaciones a distancias con sistemas de control de plagios y muchas otras funcionalidades muy interesantes.

Esta segunda ola digitalizadora, que afecta también a la gestión del centro, es la que, según nuestro criterio, va a quedarse para siempre y va suponer un avance considerable en el mundo educativo.

El modelo presencial de formación no va a desaparecer pero si se va a adaptar. Van a aparecer muchos nuevos centros online, con formaciones 100% remotas, pero la semi presencialidad será muy importante. Muchos sectores, como la sanidad o las formaciones artísticas requieren obligatoriamente clases presenciales, pero no son incompatibles con ofrecer parte de la clases a través de una plataforma online.

La pandemia ha provocado una sensación de urgencia en los centros, algo que a priori puede parecer negativo, y que junto a los avances tecnológicos dan como resultado precisamente lo opuesto, la democratización de la educación. Las personas disponen de más oferta educativa y de más facilidad para formarse. Por otro lado, los centros ahora disponen de herramientas especializadas en su día a día, lo que optimiza los recursos, para así disponer de más tiempo para dedicarse a lo que realmente importa; la educación.

Éxito Educativo
Author: Éxito Educativo

Redacción de Éxito Educativo, información sobre la actualidad educativa, especialmente toda la relacionada con la gestión lo centros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here