El sector educativo prepara su desembarco en el Metaverso

El Metatarso y la educación

Hace una semana Inspired Education Group anunciaba la creación del que será el primer colegio del Metaverso, y que ya trabajaba en un proyecto piloto en dos de sus centros. Aunque Inspired todavía no habla de fechas para la inauguración de ese colegio virtual, la noticia demuestra que al menos uno de los grandes grupos educativos internacionales ha empezado a explorar las posibilidades educativas del Metaverso.

Que ofrece el Metaverso a la educación

Al lanzar su proyecto, Mark Zuckerberg, el fundador de Facebook, no solo cambió de nombre a su empresa por el de Meta. También hizo una serie de presentaciones, unos vídeos muy cuidados y de una vistosa sencillez, para mostrar las posibilidades del Metaverso para el entretenimiento, el trabajo, las compras, la vida social, los juegos de ordenador, el fitness y también, para la educación.

En ese vídeo Meta muestra que prácticamente será posible «moverse» por el sistema solar, “tocando” las pequeñas piezas de hielo cósmico que forman los anillos de Saturno, o “dar un paseo“ por el foro de la antigua Roma imperial, todo ello de la mano de la realidad virtual. Gracias a la realidad aumentada y por medio de unas gafas RV, un alumno podría trasladarse a cualquier lugar o época que esté disponible en ese universo paralelo. Sería, sin ninguna duda, una forma de llevar la educación inmersiva a un escalón superior.

Meta se plantea como un universo virtual, en el que nos moveríamos y relacionaríamos con otros por medio de avatares. En su explicación de cómo piensa aplicar el Metaverso en sus colegios, Inspired señalaba en la misma línea que lo hace el vídeo de Meta: se podría contemplar un dinosaurio a tamaño real, reunir átomos o explorar el cuerpo humano.

Pero también añadía que alumnos de diferentes colegios de diferentes partes del mundo podrían compartir, por ejemplo, una clase de matemáticas y colaborar juntos para resolver una ecuación complicada. Habrá quien piense que algo parecido se puede hacer ya por videocoferencia, pero lo que ofrecerá Meta es algo completamente distinto: sería estar dentro de un aula virtual, con alumnos y profesores virtuales con los que la interacción sería mucho más cercana, mucho más de lo que conseguiría cualquier videoconferencia.

Por supuesto, el colegio del Metaverso se integraría en una educación híbrida. Es decir, que una parte de la formación sería digital y otra parte sería presencial.

Metaverso y E-learning

Las empresas que se dedican a la educación en línea probablemente tendrán que ser pioneras en la exploración de las posibilidades del Metaverso educativo. La primera aplicación sería sobre sus instalaciones. Un centro de formación podría crear un campus diseñado ex novo, o podría hacer una réplica en versión virtual de sus edificios, con sus pasillos, escaleras, clases, laboratorios, bibliotecas, etcétera, similares a los reales.

El gran valor de esta tecnología para las empresas de E-learning es la optimización de la experiencia de usuario de los estudiantes en sus clases online. Es decir, ese universo paralelo permitiría un nivel de comunicación e interacción muy ágil, casi real, que haría más fácil y más humana la experiencia educativa a distancia de los alumnos. De este modo, el aprendizaje inmersivo alcanzará cotas que hasta ahora sólo habíamos imaginado en películas de ciencia ficción.

Los profesionales para construir todo este mundo paralelo ya se están formando. De momento la Universidad Complutense ofrece desde hace pocas semanas, a través de la Facultad de Ciencias de la Información, dos títulos propios, un Diploma y un Certificado. Es la primera propuesta formativa en español a nivel mundial con un enfoque integral en la industria del Metaverso.

Impacto

Aunque algún experto apunta a que hasta dentro de diez años no habrá una aplicación altamente desarrollada del Metaverso en el E-learning, lo cierto es que convendría no olvidar a qué velocidad se han quedado obsoletas algunas predicciones tecnológicas en los últimos años. La realidad hace años que viene superando una y otra vez a las expectativas más optimistas en este campo. Esta tecnología cambiará los recursos del aprendizaje en línea, acercándolos a la realidad, y mejorando y haciendo más atractiva la industria del E-learning.

Lo que sí parece más claro es que facilitará el E-learning ofreciendo a los estudiantes un espacio virtual en el que estudiar, tomas apuntes, resolver tareas y compartir ideas y trabajo con compañeros en cualquier lugar del mundo.

A través del Metaverso los alumnos podrán tener acceso a visualizaciones en 3 dimensiones de todo tipo de información, gráficos y diagramas. Los exámenes podrían ser más interactivos, de forma que evaluaran la capacidad de los alumnos para realizar actividades virtuales, y para resolver casos prácticos dentro del universo virtual.

Las tecnologías de Realidad Aumentada y Realidad Virtual permitirán conocer detalles de los objetos de estudio – sean estos una ballena, la pirámide de Gizeh o la cima del Himalaya – como nunca antes se han visto. La ciencia, la tecnología o las matemáticas, serán mucho más comprensibles y accesibles para los alumnos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí