El Supremo confirma un 25% de clases en castellano en Cataluña y la Generalitat da a entender que no cumplirá la sentencia

Pere Aragonès, presidente de la Generalitat

El Tribunal Supremo ha rechazado el recurso de casación que la Generalitat de Cataluña presentó contra la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña que impuso en 2020 un mínimo de 25% de clases en castellano en todos los centros de la comunidad. En la práctica, esta decisión pondría punto final al modelo de inmersión lingüística en catalán vigente durante décadas.

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha reaccionado calificando de «ataque muy grave» la decisión del Tribunal Supremo. «El catalán en la escuela no se toca», ha subrayado, añadiendo que «el modelo de inmersión lingüística es una garantía de cohesión social y de igualdad de oportunidades en el país». Aragonès ha asegurado que «esta injerencia de los tribunales es una falta de respeto a los docentes, maestros, profesores y profesoras». Y ha añadido que «no vamos a delegar nuestras responsabilidades en los docentes, sino que las asumiremos como Gobierno, para defender un modelo que tiene un gran consenso interno en Cataluña, social, pedagógico, profesional y político».

Por su parte el conseller de Educación, Josep Gonzàlez-Cambray ha manifestado su rechazo ante esta decisión, que “supone un grave ataque a los cimientos del modelo de escuela catalana, perpetrado desde un tribunal alejado y desconocedor de la realidad sociolingüística de los centros educativos.”

Éxito Educativo
Author: Éxito Educativo

Redacción de Éxito Educativo, información sobre la actualidad educativa, especialmente toda la relacionada con la gestión lo centros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here