Extremadura forma a sus docentes en el programa «Centros que aprenden enseñando»

Los docentes extremeños se ponen al día

Un total de 447 personas procedentes de 25 centros educativos extremeños han finalizado su participación ‘Centros que aprenden enseñando’, un programa de innovación educativa. Su objetivo es mejorar la educación fortaleciendo la profesión docente, tanto de forma individual como de centro.

Se trata de un programa para mejorar la respuesta educativa que los centros ofrecen al alumnado, a través del fortalecimiento de las competencias profesionales docentes en base a las competencias individuales e institucionales, la gestión del conocimiento profesional y el desarrollo de la cultura escolar: colegialidad e inclusividad.

Está basado en la reflexión individual y colectiva, ofrece un análisis de la realidad que se vive en el centro educativo y, ahora más que nunca, durante la crisis sanitaria, la Consejería de Educación y Empleo ha comprobado la necesidad de optimizar la coordinación docente y el impacto de las decisiones colegiadas.

Tras esta reflexión y análisis, los participantes han tomado decisiones colegiadas sobre acciones concretas que llevarán al centro a una mejora continua de la organización, hacia la excelencia, denominada ‘Espiral de mejora’.

El programa es muy singular por las técnicas de análisis y toma de decisiones que aplica, basándose en la incorporación de las últimas investigaciones en este campo. El objetivo final es que la innovación sea explícita, concreta, y pueda medirse en cada uno de los centros educativos que participan.

El programa se ha organizado en dos fases: CqAE 1 y CqAE 2. El objetivo de la primera fase era reflexionar e identificar las competencias profesionales docentes del profesorado, de forma individualizada, y del propio centro de manera colectiva como comunidad profesional que aprende.

En la segunda fase se ha perseguido el diseño e implementación de un plan de mejora que, a través del aprendizaje organizativo de los centros, respondiera a las necesidades reales de los mismos. Esto permitirá conseguir la mejora de las competencias profesionales docentes, a nivel individual, y mejora del éxito educativo del alumnado en el centro para que constituya el punto de partida, e incorporar a los centros en un ciclo de mejora continua.

El programa se ha desarrollado en dos cursos académicos completos. La primera fase comenzó en noviembre de 2018 y finalizó en junio de 2019.

Los centros educativos que han participado en la primera fase han sido los CEIP Luis García, de Llera; José María Calatrava, de Mérida; Patriarca San José, de Fuentes de León; Ntra. Sra. de la Asunción, de La Parra; San Pedro y San Pablo, de Valdehornillos; 12 de Octubre, de Hernán Cortés; San Pedro de Alcántara, de Palomero; Joaquín Úbeda, de Casar de Palomero; y los Colegios Ntra. Sra. de Guadalupe, de Mérida, y San Francisco Javier, de Fuente de Cantos. Han participado también los IES Ramón Carande, de Jerez de los Caballeros; Al-Qazeres, de Cáceres, y Turgalium, de Trujillo.

Por su parte, los doce centros seleccionados, que comenzaron la segunda fase del programa en noviembre de 2019 y la han finalizado ahora, este mes de junio, han sido los CEIP Miramontes, de Azuaga; Ntra. Sra. de la Granada, de Llerena; Virgen de la Luz, de Alconchel; Fernando Serrano Mangas, de Salvaleón; Cervantes, de Moraleja; Casablanca, de Villagonzalo; Lucio García, de Peraleda de la Mata; Virgen del Carmen, de Mohedas de Granadilla; el Colegio San José Sociedad Cooperativa, de Plasencia; y los IES Maestro Gonzalo Korreas, de Jaraíz de la Vera; Quercus, de Malpartida de Plasencia, y Albalat, de Navalmoral de la Mata.

Estos centros han orientado su atención hacia la elaboración del plan de mejora de su competencia profesional docente y, especialmente, sobre el impacto que esa mejora pueda tener sobre la brecha entre sus aspiraciones y sus condiciones.

Resultados

En los dos niveles, la satisfacción global del programa ha sido de un 83 por ciento. En la valoración de las dinámicas, el 96 por ciento se encuentra satisfecho, porcentaje que ha subido con respecto a los datos del año pasado en más de 14 puntos.

El primer año se ha registrado un 75 por ciento del impacto a nivel de aula y de centro; y el segundo año ha llegado a un 95 por ciento. En cuanto a los participantes interesados en continuar el próximo curso, lo han manifestado de manera afirmativa un 96 por ciento.

Finalmente, en lo referente a qué ha cambiado después de participar en el programa ‘Centros que aprenden enseñando’, los participantes han hecho mucho hincapié en el trabajo en equipo, así como en las formas de hacer nuevas formas de planificación, en el sentido de otra manera de aprender y de enseñar.

Asimismo, ha mejorado tanto la coordinación docente como la mayor participación e implicación de los profesores; y las áreas fuertes se han reforzado, las más débiles se están mejorando y hay mayor consenso en la práctica docente, entre otros aspectos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here