Hipólito Marín (El Valle Valdebernardo): “La educación está herida de cortoplacismo”

Hipólito Marín Trenado es director de ESO y Bachillerato en el Colegio El Valle Valdebernardo, uno de los centros que forman parte del Grupo El Valle, centros concertados bilingües.

Licenciado en Filología Hispánica, Lengua y Literatura Española por la Universidad Complutense, Marín Trenado comparte en esta entrevista concedida a ÉXITO EDUCATIVO sus conocimientos y experiencia, tanto en el ámbito docente, como en el de dirección. Nos habla de la filosofía del grupo de colegios pero, como no podría ser de otro modo, también del centro educativo que lidera en la actualidad.

Y aún más allá: reveladoras son sus consideraciones y juicios en torno a la educación. No en vano es lo que cabría esperar de que quien atesora años de trabajo en un sector esencial en cualquier sociedad.

¿Qué es lo que diferencia a su centro y, por extensión, al grupo de centros al que pertenece?

En primer lugar, el modelo de sociedad de la entidad titular. Es un colegio promovido desde la profesión de docentes que arriesgaron su dinero para crear de la nada un colegio donde poder realizarse y realizar un buen proyecto educativo.  Por otra parte, este hecho conlleva un trato al profesorado no socio muy considerado porque son docentes quienes dirigen el colegio y saben, por cercanía, qué necesidades y dificultades tienen los profesores y maestros. Y por supuesto una dilatada experiencia docente de 25 años que cumplimos este curso.

¿Cuáles son sus señas distintivas?

Nuestras señas de identidad son claras: Orientación académica y acción tutorial que garantice la continuidad del conocimiento de los alumnos en el paso de un curso a otro, innovación metodológica (metodologías activas: aprendizaje cooperativo significativo, aprendizaje basado en proyectos, aprendizaje por retos y situaciones de aprendizaje), innovación tecnológica desde 2016 con portátiles físicos, una muy competente red wifi para sostener el uso de un software a diario por más de mil alumnos y un equipo de informáticos capaces de crear programas de uso exclusivo de nuestro centro según las necesidades propias. Deporte y Club Deportivo con un programa de actividades extraescolares potente y un competente departamento de Educación Física. Y una enseñanza bilingüe testada con intercambios en idiomas con otros colegios del Europa.

¿Cuál es su filosofía educativa y cómo se refleja en la cultura y el enfoque del colegios, y, por extensión, del resto del grupo?

Sin duda ser capaces de encontrar un equilibrio entre la enseñanza tradicional y los avances metodológicos y tecnológicos , con una buena disposición a extraer de las muchas reformas legales lo mejor de cada una, sin cortes abruptos o traumáticos, sino con una naturalidad sostenido por las sólidas líneas señaladas arriba de nuestro proyecto educativo.

Con carácter general, ¿Cómo ve el futuro de la educación en España? ¿Y en el mundo?

La educación hoy en día se encuentra inmersa en una gran incertidumbre por falta de objetivos claros. La sociedad cambia vertiginosamente y la adaptación de la escuela a esos cambios es torpe, convulsiva. La educación está herida de cortoplacismo: ahora toca bilingüismo, ahora toca tecnología…Pero no tiene un planteamiento serio sobre cómo la educación va a contribuir seriamente a la conformación de una generación completa. Se siente amenazada por la inteligencia artificial, lo que es inexplicable porque la educación tiene herramientas sobradas para trabajar sin recurrir a ella o sin que sin que la IA tenga que estar necesariamente presente. En el futuro, la enseñanza debe cuestionarse qué es lo que la hace valiosa y permanente y confiar en ella misma por encima de las modas y modos repentinos en los cambios.

Permítame regresar sobre el día de su labor al frente de un centro ¿Qué apartado de la gestión de centros educativos cree que es el más necesario impulsar (financiero, tecnológico, RRHH, marketing…)?

Sin duda los recursos humanos, sin olvidar los otros aspectos, pero al final si no se tienen suficientes recursos humanos de calidad, la inversión y la tecnología o la publicidad no se sostienen. Un colegio es las personas que lo conforman.

¿Han empezado ya a notar la reducción de alumnos por el descenso de natalidad? ¿Cómo se soluciona esta cuestión?

Por un lado puede ser un quebradero de cabeza para los centros que deben reducir las aulas y el profesorado a marchas forzadas pero, por otro, es una oportunidad para, con menos alumnos, poder llevar a cabo los necesarios cambios para implementar la calidad educativa, más fácil por una ratio inferior.

Sobre este aspecto, ¿Qué importancia le da en sus colegios al ámbito de la comunicación y del marketing?

En la competencia por los cada vez más escasos alumnos es esencial hacer labor pedagógica y publicitaria de los logros de cada colegio para resultar atractivos a los potenciales futuros alumnos. Pero ninguna estrategia de mercado en educación supera el boca a boca de quienes estén satisfechos y orgullosos del colegio de sus hijos.

¿Cuál es el perfil de profesores que buscan para sus centros?

Que tengan a partes iguales capacidad para la innovación y cercanía humana y cálida con los alumnos.

¿Y el de directivos?

Ser sensibles a las necesidades de los profesores pero exigir a su vez a los mismos una buena ejecución del proyecto educativo.

Salud mental, problemas de convivencia, cambios legislativos, retos tecnológicos como los que nos plantea la IA… ¿Cuál cree que es principal desafío para la educación en los próximos años?

Mantener bien sujeto el timón en esa marejada o fuerte marejada sabiéndose fuerte y protagonista de los cambios culturales, sociales, convivenciales. Soy un optimista y creo que la función social de la escuela será cada vez mayor. Una muestra, un espacio sin móviles donde el alumno pasa horas trabajando con intensidad y aprovechamiento hace a la escuela ser un espacio inmune a la perplejidad que la sociedad sufre, que cada vez es mayor.

¿Qué medidas se están tomando para garantizar la seguridad de los estudiantes contra el acoso y en favor del bienestar emocional?

En nuestro colegio, los profesores han recibido formación específica sobre prevención del acoso escolar y utilizan diariamente resortes y estrategias para ahuyentar a esa lacra.

¿Cómo maneja su colegio la diversidad de estudiantes y las necesidades individuales?

A través de un Departamento de Orientación y un plan de acción tutorial que guíe a los profesores del curso/grupo para llevar el seguimientos de los alumnos y un programa de atención a la diversidad actualizado cada curso. Es un hecho el aumento de alumnos provenientes de sistemas y lenguas diversos y hay que esforzarse por integrarlos con voluntad y naturalidad. Entre otras cosas porque ellos son la respuesta cierta a la falta de natalidad de alumnos del propio país. También ese plan de diversidad deberá tener respuestas para las cada vez más diversas situaciones (trastornos, discapacidades, etc.)

Para finalizar, una pregunta que formulamos a todos los directivos educativos y que nos permite, a través de sus respuestas, trazar un mapa sobre la cuestión ¿Cómo se imaginaría el mejor colegio o modelo educativo del mundo?

Un colegio cuyo proyecto educativo de seguridad a padres y alumnos y también a los profesores, un colegio que confíe en sí mismo, en sus posibilidades y que involucre también a las familias y las haga conscientes del compromiso que se debe adquirir en común con el colegio para la conformación de seres humanos irrepetibles y valiosos. Y que lo haga sin renunciar a los cambios sociales y tecnológicos pero sin dejarse arrastrar por el tsunami de leyes improvisadas y modas pasajeras creados por políticos no menos fugaces y alejados de la realidad educativa.

Y, en definitiva, un colegio seguro, estable, innovador, creativo del cual sus alumnos, una vez egresados, tengan un recuerdo grato y una agradecimiento del tiempo pasado en él.

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí