La Educación Infantil propone dedicar los fondos europeos a cheques escolares o desgravaciones fiscales

Concentración en la Plaza de España de Madrid de las escuelas infantiles de o-3 años. FENACEIN y ACADE
El sector pide que se financie directamente a las familias y se respete su libertad de elección de centro

La Plaza de España de Madrid congregó este domingo a los directivos, trabajadores y familiares de centros privados de educación infantil que escolarizan a niños menores de 3 años, en una protesta para denunciar la grave situación que atraviesa el sector. Convocados por FENACEIN, a la concentración se sumó la Asociación Española de Centros Autónomos de Enseñanza Privada (ACADE).

Crisis profunda

La pandemia de COVID ha agravado de forma abrupta la crisis que venía sufriendo el sector, fundamentalmente por la bajada sostenida de la natalidad. Según los datos oficiales del Ministerio de Educación y Formación Profesional, entre 2019 y 2021 se han cerrado 947 centros privados infantiles, pasando de 5.400 a 4.500, y se ha destruido la quinta parte el empleo del sector, que ha perdido 10.000 puestos de trabajo, pasando de 50.000 a 40.000. La inmensa mayoría son mujeres jóvenes con titulación superior.

Según ACADE además de la baja natalidad y el COVID, la crisis se ha hecho más profunda por la subida del Salario Mínimo Interprofesional (de 655,20€ en 2016, a 1.000€ en 2022) y de las Bases Mínimas de Cotización a la Seguridad Social (de 764,40€ en 2016, a 1.166,66€ en 2022).

Uso de los fondos europeos

FENACEIN ha señalado que se va a producir la paradoja de que los fondos del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia de la UE, pensado y diseñado para ayudar a las Pymes, van a servir precisamente para perjudicarlo.

La decisión del Ministerio de Educación y Formación Profesional y de varias administraciones públicas de promover la gratuidad de la educación 0-3 años exclusivamente a través de la red pública, ignorando la amplia red de centros de educación infantil privados, puede ser la puntilla para el sector.

Para FENACEIN crear “nuevas plazas, tal y como pretende el gobierno de España carece de sentido cuando asistimos en paralelo a la caída de la tasa de natalidad, una tendencia que se va a mantener o incluso a acentuar en los próximos años”.

Apuesta por el cheque escolar

ACADE propone que el presupuesto que algunas comunidades como Valencia va a destinar a crear plazas públicas de 2-3 años, o Madrid a las de 0-3 años, se dedique “a financiar directamente a las familias a través de fórmulas como la desgravación fiscal o el cheque escolar”, que asegura, ya funcionan en algunas comunidades autónomas con buenos resultados para las familias y ahorro de costes para las administraciones.

FENACEIN propone que esos fondos sirvan “para reforzar el camino hacia la gratuidad de esta etapa educativa, favorecer la escolarización temprana y la conciliación de la vida familiar y laboral de las familias en centros exclusivos de educación infantil”.

Pérdida de calidad educativa

Además del aumento de costes que supone crear una red pública en lugar de utilizar los centros privados ya existentes, el sector recalca que también se va a perder la “especialización del centro, adecuado a un nivel educativo especialmente sensible”.

Ignacio Grimá, presidente de la sectorial de Educación Infantil de ACADE, defendía en declaraciones durante la concentración de este domingo que “también ayudamos al desarrollo del trabajo cognitivo del niño, a ese trabajo de socialización, y desarrollo de las emociones, y eso no se consigue en cualquier sitio. Estamos orgullosísimos de ayudar a las familias en el tema de la conciliación, pero ponemos en valor el trabajo educativo que realizamos”.

En la concentración estuvo presente Begoña Villacís, vicealcaldesa de Madrid, y máxima representante de Ciudadanos en la Comunidad de Madrid, que mostró su apoyo al sector y defendió la libre elección de los padres. “Siempre hemos defendido – afirmó – que libertad e igualdad no tienen por qué estar reñidas, pueden ir de la mano. La coexistencia de los proyectos educativos, de la pública, la concertada y la privada es el mejor reflejo de eso. Se tiene que garantizar la universalización y eso se puede hacer ayudando a las familias”.

Pese a la gravedad del momento, Ignacio Grimá dejó un mensaje final para la esperanza, al asegurar que “vamos a conseguir que este sector pueda seguir ofreciendo esta ayuda tan importante que realizamos para nuestros niños. Ellos y nuestras educadoras creo que se lo merecen”.

Para Ernesto Zamorano, gerente de la Escuela Infantil El Jardín de las Delicias, presente en la concentración, ”los fondos europeos destinados a crear plazas públicas por Pedro Sánchez es otro palo en la rueda de las escuelas infantiles privadas”. Además, en su opinión, la decisión del gobierno regional de Madrid de crear el próximo curso casi 2.000 plazas de 0 a 3 años en 46 colegios públicos, puede generar, “un goteo de cierres de escuelas y desaparición de empleo mayoritariamente femenino, de autónomos y de pequeñas empresas”.

“Lo mas importante es cuidar a las familias, – asegura Ernesto Zamorano – que ellas puedan elegir su centro. Los fondos europeos tienen que servir para aumentar la beca de 100 euros a 250 o 300 euros. Esa subida tiene que ser para el próximo curso, no dentro de 4 años como propone Isabel Díaz Ayuso”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí