Los «estilistas de platos» tendencia en España según Scoolinary

/COMUNICAE/

Presentar un plato apetitoso, mediante un buen emplatado, debe ser uno de los objetivos de cualquier restaurante, sin dejar de lado el buen sabor de la elaboración. Cada vez son más los profesionales españoles que se dedican a estudiar o aprender sobre «food stylish». La vista, es el primer sentido que interviene en la experiencia del comer, a través de ésta, el cerebro juzga la medida en que le gusta la comida que ve y lo nutritiva que puede ser

El estilismo culinario, conocido en inglés como food style o food styling, tiene por objetivo hacer apetecibles los alimentos y platos que aparecen en las imágenes. Al no contar con los sentidos del olfato y del tacto, los estilistas gastronómicos deben centrarse en la vista para despertar en el espectador el deseo de probar la comida.

Durante el pasado confinamiento, la plataforma Scoolinary pudo detectar un crecimiento de un 134% en formación online para aprender cursos de cocina, repostería y gastronomía. Los profesionales del sector y quienes son amantes de la cocina, quieren aprender nuevas técnicas en formato online mientras no puedan hacerlo presencial. Y es el caso del food stylish, una nueva tendencia en el sector.

Un plato bien presentado sabe mejor que uno mal emplatado. Presentar un plato apetitoso, mediante un buen emplatado, debe ser uno de los objetivos, sin dejar de lado el buen sabor de la elaboración. El buen emplatado no solo tiene impacto visual, también tiene impacto en la rentabilidad de un plato y del restaurante. Un buen emplatado será fotografiado, empezará un viaje por la redes sociales con mayor velocidad e impacto. El emplatado se convierte en una herramienta de marketing y rentabilidad.

El estilismo culinario o foodstyling, tiene por objetivo hacer apetecibles los alimentos y platos que aparecen en las imágenes. Al no contar con los sentidos del olfato y del tacto, se centra en la vista para despertar en el comensal o futuro comensal el deseo de probar la comida .

Existen 5 claves del buen emplatado : la elección del soporte, el impacto del color, la disposición de los alimentos, la importancia de la textura así como del volumen. Además, es clave para mejorar la rentabilidad del plato y restaurante. Presentar un plato apetitoso, mediante un buen emplatado, debe ser uno de los objetivos, sin dejar de lado el buen sabor de la elaboración.

Scoolinary propone una formación online con la prestigiosa Eva Hausmann, CEO de Hausmann Gastronomic, chef, food stylist y experta en desarrollo de producto y contenido. Como gestora de contenidos gastronómicos para firmas de prestigio, Eva Hausmann ha desplegado todo su potencial entendiendo y transmitiendo a la perfección la importancia que la imagen tiene para Horeca en el actual mundo interconectado de las redes sociales.

Fuente Comunicae

Comunicae
Author: Comunicae