¿Qué puede esperar la Educación de la ‘Coalición Progresista?

Portada del documento firmado entre PSOE y Unidas Podemos.

Antes de acabar 2019, PSOE y Unidas Podemos firmaban un acuerdo de ‘Coalición Progresista’ para España. En el documento vienen reflejadas diferentes actuaciones que tienen la intención de desarrollar en cuanto se constituya el nuevo gobierno. Entre estas medidas, existe un punto dedicado de manera específica a  la Educación. Entre las principales propuestas incluidas en el documento:

  • Derogación de la LOMCE a través de una Ley Básica de Educación, con la idea de blindar la educación pública, alinear la Formación Profesional, reforzar la formación en valores, el desarrollo de capacidades transversales y mecanismo que otorguen una mayor autonomía a las escuelas. El texto, además, señala que la Ley de Educación irá en favor de la inclusión y eliminación de la segregación escolar.
  • En relación con esto último, se quiere incentivar la coeducación en el sistema educativo que estén sostenidos con fondos públicos. Por otro lado, indican que se asegurarán que los centros privados concertados informen sobre las aportaciones de carácter voluntario sin condicionar la prestación del servicio educativo.
  • Elaborar un Plan contra el fracaso y abandono escolar prematuro y un Plan de Mejora de la Convivencia para la Prevención del Acoso y la Violencia.
  • Garantizar la gratuidad para las familias en situación de vulnerabilidad socioeconómica durante la educación obligatoria.
  • En relación a la educación afectivosexual se potenciará a través de un enfoque de derechos, igualdad y libertad.
  • La asignatura de religión pasaría a ser voluntaria y sin que la nota computara académicamente.
  • Insertar a la comunidad educativa, de manera activa, en la agenda de digitalización promovida por el Gobierno a través de una Estrategia de Digitalización en Educación y Formación Profesional.
  • Prestar una mayor atención, de manera especial, al profesorado y la carrera docente.
  • En cuanto a los recursos destinados a la educación y becas se quiere situar la inversión en un 5% del PIB en el año 2025.
  • Indican también la universalización del acceso a la Educación Infantil de 0 a 3 años mediante una red pública en condiciones de equidad.

Las acciones que tienen que ver con la Universidad también se especifican en un apartado distinto:

  • Se quiere impulsar la simplificación de los procedimientos de acreditación de nuevos títulos académicos.
  • La puesta en funcionamiento de un pacto por la universidad que conlleve un consenso pleno de un mayor número de agentes políticos y sociales, además de una nueva política de becas y tasas universitarias.
  • Del mismo modo, se tiene la intención de avanzar para reducir la precariedad y en la progresiva estabilización del profesorado universitario y estudiar la incorporación o vinculación de las enseñanzas artísticas superiores a la educación universitaria.
  • Por último, se indica la flexibilización del calendario de retorno de la deuda de los parques científicos de las universidades estatales para así contribuir a su sostenibilidad financiera.

Para la Universidad todo apunta a un ministerio desgajado de Ciencia y suena para ocupar la cartera el catedrático Manuel Castells.

Valoración de la educación durante 2019

Este acuerdo de la coalición formada por PSOE y Unidas Podemos, y las medidas propuestas en el ámbito educativo nacen tras «un año perdido» en opinión de gran parte de la comunidad escolar. Diferentes asociaciones y colectivos relacionadas con la Educación han manifestado su punto de vista sobre el panorama político que ha dejado tras de sí el año pasado. De manera resumida, todos coinciden en que ha sido un año perdido, principalmente, por la falta de un Gobierno estable que ha provocado un estancamiento institucional.

Desde la Asociación Nacional de Profesionales de la Enseñanza (ANPE) han señalado que no se ha llevado a cabo ninguna reforma en relación a la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) de 2013 y que la Ley Orgánica de Educación (LOMLOE) era insuficiente, a pesar de no llegar, si quiera, a ser aprobada. Tampoco han valorado de manera positiva el año 2019 desde UGT, manifestándose de una manera pesimista el futuro de la educación.

Por su parte, la Federación de Enseñanza de Comisiones Obreras (CCOO) han insistido que el nuevo Gobierno tiene que prestar una mayor atención al profesorado, además de invertir más en educación hasta alcanzar el 5,9% del PIB, siendo coincidentes con la derogación de la LOMCE.

Los que han preferido calificar el 2019 como una etapa transitoria ha sido el sindicato de docentes STEs, a pesar de señalar, de igual modo, que se han quedado en el tintero muchas de las reformas prometidas.

Por último, la Confederación Estatal de Asociaciones de Estudiantes (CANAE) y Frente de Estudiantes mostraban su insatisfacción con las políticas educativas llevadas a cabo en 2019.

Otro de los aspectos que han marcado la Educación en España en los últimos meses, han sido las declaraciones de la ministra de Educación en funciones, Isabel Celaá, en relación a la Educación Concertada. Desde Escuelas Católicas han mostrado a ÉXITO EDUCATIVO su intención de seguir defendiendo la libertad de enseñanza, como recordaron en un encuentro en Madrid para aprobar un Manifiesto de ocho puntos que reclamaba a los gobiernos garantías para que los padres puedan escoger enseñanza para sus hijos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí