Un ataque injusto e injustificado a las universidades privadas

Juan Santiago
Juan Santiago, presidente de ACADE

Cualquier valoración despectiva que se haga de las universidades privadas españolas es totalmente injusta e injustificada. A día de hoy, han conseguido captar más de 300.000 alumnos y crecen cada año por encima del 10 por ciento.

El éxito de las universidades privadas en España, a pesar de la diferencia abismal de costes que presentan frente a las públicas, se ha debido a que en todos los indicadores que miden la calidad universitaria en el terreno docente, arrojan cifras sobresalientes. Las tasas de evaluación, matriculación y éxito son extraordinarias, mientras que la tasa de abandono es muy reducida.

Mención aparte merece la tasa de empleabilidad, que en los alumnos procedentes de las universidades privadas es diez puntos superior a la que presentan los egresados de las públicas, razón que está en la base de la creciente preferencia de los usuarios por este tipo de instituciones, y que demuestra el más adecuado ajuste de su oferta educativa a lo que hoy demanda el mercado de trabajo.

En lo referente a la Investigación, es posible que actualmente se realice con más intensidad en las universidades públicas, pero porque cuentan para ello con fondos también públicos, mientras que las privadas deben hacerlo con el dinero que sale de su cuenta de resultados. Está claro que en los próximos años esta situación se irá igualando.La experiencia internacional nos dice que conforme se implanten y fortalezcan las universidades privadas en España, también podrán investigar más, como sucede en USA, Gran Bretaña y otros muchos países.

No debemos olvidar que de las veinte universidades consideradas como las mejores del mundo, diecinueve son privadas.

El debate no debe de ser ideológico entre universidades públicas o privadas, debe centrarse en que nuestro sistema cuente con universidades de gran calidad, y a ello ya contribuyen, y mucho, las universidades privadas.

Juan Santiago, presidente de ACADE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí