Un estudio revela que los docentes no asumen más riesgo de contraer la Covid que otros profesionales

man in black crew neck shirt wearing white face mask

Una investigación realizada entre profesores escoceses, cuyos datos podrían ser extrapolables, pone de relieve que el riesgo de contraer la covid-19 por parte de los docentes no fue necesariamente mayor que el de otros trabajadores, como, por ejemplo, los sanitarios, los más próximos a escenarios de riesgo. El estudio ha sido publicado este jueves en la revista médica BMJ.

El objetivo del estudio, que se desarrolló entre marzo de 2020 y julio de 2021, fue determinar el riesgo de ingreso hospitalario con covid-19 y covid-19 severo entre docentes y miembros de su familia, en general y en comparación con trabajadores de la salud y adultos en edad laboral en la población general.

A fines de junio de 2021, el estudio de casos y controles incluyó 132.420 casos y 1.306. 566 controles emparejados por edad, sexo y práctica general. De 66.710 individuos en el conjunto de datos de maestros, 25.687 fueron seleccionados (como casos o controles) en el estudio de casos y controles. De 87.273 trabajadores de la salud que se enfrentan a pacientes, 38.993 fueron seleccionados para el estudio de casos y controles. De 8.501 trabajadores de la salud que no se enfrentan a pacientes, 2.731 fueron seleccionados para el estudio de casos y controles.

En comparación con la población general, los profesores y los trabajadores sanitarios eran similares en cuanto a edad y raza/etnia, pero era más probable que fueran mujeres y que tuvieran menos comorbilidades. Tanto los maestros como los trabajadores de la salud tenían menos probabilidades de vivir en la quinta parte de las áreas más desfavorecidas que la población en general, con una diferencia mayor para los maestros.

Los profesores eran predominantemente mujeres; incluso en las escuelas secundarias, donde la proporción de hombres era superior a la de otras escuelas, dos tercios de los profesores eran mujeres. Al final del seguimiento, la proporción que había recibido una primera dosis de la vacuna covid-19 era similar entre profesores y trabajadores sanitarios y superior a la de los adultos en edad laboral en la población general. Muchos más trabajadores de la salud habían recibido segundas dosis que los otros grupos.

La mayoría de los profesores eran jóvenes (edad media 42), mujeres (80%) y no tenían comorbilidades (84%). El riesgo (incidencia acumulada) de ingreso hospitalario con covid-19 fue <1% para todos los adultos en edad laboral en la población general.

Durante el período de estudio, en modelos de regresión logística condicional ajustados por edad, sexo, medicina general, raza/etnia, privación, número de comorbilidades y número de adultos en el hogar, los maestros mostraron un menor riesgo de ingreso hospitalario con covid-19 (cociente de tasas 0,77, intervalo de confianza del 95% 0,64 a 0,92) y de covid-19 severo (0,56, 0,33 a 0,97) que la población general.

En el primer período de reapertura de las escuelas en Escocia, en otoño de 2020, la tasa de admisión hospitalaria de los profesores fue de 1,20 (0,89 a 1,61) y la de covid-19 grave fue de 0,45 (0,13 a 1,55). Los resultados correspondientes para los familiares de los maestros fueron 0,91 (0,67 a 1,23) y 0,73 (0,37 a 1,44), y para los trabajadores de la salud que se enfrentaban al paciente fueron 2,08 (1,73 a 2,50) y 2,26 (1,43 a 3,59).

Se observaron riesgos similares para los maestros en el segundo período, cuando las escuelas reabrieron en el verano de 2021. Estos valores fueron más altos que los observados en la primavera / verano de 2020, cuando las escuelas estaban cerradas en su mayoría.

La principal conclusión es que, en comparación con los adultos en edad laboral que por lo demás son similares, no se encontró que los maestros y los miembros de su hogar tuvieran un mayor riesgo de ingreso hospitalario con covid-19 y se encontró que tenían un riesgo menor de covid-19 severo. Estos hallazgos deberían tranquilizar a quienes participan en la enseñanza presencial, según los investigadores.

La autoría del estudio corresponde a Lynda Fenton, Ciara Gribben, David Caldwell, Sam Colville, Jen Bishop, Martin Reid, Jane White, Marion Campbell, Sharon Hutchinson, Chris Robertson, Helen M. Colhoun, Rachael Wood, Paul M McKeigue y David A. McAllister.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí