Ya se conocen las causas del abandono deportivo de las chicas durante la edad escolar

Es un tópico pensar que a las chicas les gustan menos los deportes, sobre todo su práctica, que a los chicos. En el imaginario colectivo de no pocas generaciones, la asignatura de Gimnasia en los centros educativos parecía encaminada a agradar más a los chicos que a las chicas.

Si pensamos en el tipo de actividades, los deportes de contacto y que supongan una competencia son mayoritarios entre los que practican los adolescentes, mientras que de ellas parece esperarse pruebas deportivas menos exigentes. Esto es la teoría, y tampoco explica una realidad, el secular abandono temprano de las niñas y adolescentes de la práctica deportiva durante su etapa escolar.

Esto es lo que acaba de aclarar el estudio ‘Reformular el deporte y la actividad física para las adolescentes. Factores que influyen en el abandono deportivo durante la edad escolar’, que analiza los factores que influyen en el abandono deportivo en dos franjas de edad: chicas de 1º de ESO y chicas de 4º de ESO, y que es obra del Grupo de investigación en Deporte y Actividad Física (GREAF) de la Universidad de Vic – Universidad Central de Cataluña (UVic-UCC) y del Instituto de Investigación en Ciencias de la Salud y de la Vida de la Cataluña Central (IRIS-CC).

Bajo la coordinación de Anna Puig-Ribera y Montserrat Martín-Horcajo, este estudio, pionero en Cataluña, aborda los factores que, en realidad, influyen en el abandono deportivo de las chicas durante la edad adolescente. Los resultados del estudio, encargado por la Secretaría General del Deporte, es una de las 70 medidas incluidas en el ‘Plan de Impulso del Deporte Femenino en Cataluña 2024-2030’.

En cuanto al primer grupo, el de 1º de la ESO, las adolescentes apuntan la falta de adecuación en la exigencia, inseguridades por la regla y la ropa deportiva, la inseguridad en espacios masculinizados (equipos excluyentes y falta de recursos) y la falta de apoyo y de un entorno deportivo de confianza.

En cuanto al segundo grupo, de 4º de la ESO, los motivos son la exigencia del deporte y la carencia de motivación, inseguridad por los cambios corporales y de ropa deportiva, problemas con el entorno, las compañeras y el club, y la relación con el entrenador/a en materia de exigencia y poca empatía.

Con esta radiografía y con el fin de prevenir el abandono de las chicas de 1º de ESO, las propuestas que plantea el estudio son crear grupos de entrenamiento más homogéneos (según el nivel deportivo y la motivación por la competición), conseguir más equidad en el acceso a las estructuras deportivas (ayudas económicas públicas y distribución más diversificada de los equipamientos deportivos), eliminar las discriminaciones por parte del equipo técnico y eliminar los estereotipos, especialmente en lo que se refiere a la presión estética de la ropa.

En cuanto a las chicas de 4º de ESO, el estudio propone que la práctica deportiva sea un momento para desahogarse y estar tranquilas y felices, un espacio para compartir con las amigas, una actividad con una buena relación entrenador/a-jugadora fruto del diálogo, la empatía o el apoyo, y, por último, eliminar estereotipos estéticos y comentarios sexistas.

Cuando el deporte mixto no es lo adecuado

Profundizando en las medidas más concretas que plantea el estudio para darle la vuelta a la situación, se plantea potenciar equipos femeninos y no mixtos (lo que recuerda a los movimientos que segregan en el aula para aprender, al creer que es mejor), crear nuevos modelos de ‘competición’, más lúdicos y socializadores; incrementar las ayudas y subvenciones para la promoción del deporte femenino y para generar nuevos modelos de práctica, y desplegar una campaña de eliminación de estereotipos.

Asimismo, se propone establecer un proceso de diálogo con federaciones y consejos deportivos para que la ropa sea cómoda, feminizar los espacios deportivos (instalaciones céntricas y accesibles, vestuarios exclusivos femeninos y mejor distribución horaria), así como favorecer una formación para los equipos técnicos sobre inclusión y diversidad, adaptación de la exigencia, eliminación de estereotipos, empatía y menstruación, y otra dirigida también a chicas y chicos sobre menstruación.

El trabajo, impulsado por Esportcat, a través del Observatorio Catalán del Deporte, analiza los diferentes factores que influyen en el abandono deportivo entre las chicas adolescentes (entre los 12 y los 16 años) en Cataluña y facilita indicadores para desarrollar políticas deportivas ajustadas a esta realidad. Se trata del primer estudio con la voz de las chicas en Cataluña en este ámbito.

Un estudio cualitativo

En la reciente presentación de los resultados del estudio, Anna Caula, secretaria general del Deporte, subrayó que “hemos querido ir más allá de los datos cuantitativos”, según los cuales un 70 por ciento de chicas dejan el deporte a su llegada en la adolescencia, “una cifra muy importante, y “tener respuestas cualitativas de los motivos por los que lo dejan o continúan”. La secretaria general recordó que hay elementos que condicionan a la hora de practicar deporte, como las tallas de la ropa para chicas, “porque las chicas y los hombres no somos iguales”.

“Hay que encontrar mecanismos que nos hagan sentir bien”, añadió, a la vez que destacaba el reto de “disponer de más instalaciones deportivas y generar espacios diferentes” para favorecer una mayor práctica y adherencia al deporte por parte de las jóvenes. Por último, recordó que de 2021 a 2023 las licencias femeninas han aumentado un 20 por ciento, “un 10 por ciento en deportes donde antes las chicas no estaban invitadas”.

Por su parte, Anna Puig-Ribera, coordinadora del estudio conjuntamente con Montserrat Martín-Horcajo, explicó que “no podemos permitirnos que las adolescentes dejen de hacer deporte, porque es una herramienta generadora de bienestar y salud”, y apuntó que las chicas que abandonan la actividad lo hacen porque “dejan de sentirse cómodas” fruto de varios factores.

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí